e-Magazine       Home         

Art. Barcos

Catálogo Boats

Ocasión

Financiación

Seguros

Megayates

InfoNáutic

Charter

Empresas

Motos Agua

Tienda

Eco-Náutica

Noticias

Regatas

Tablón

Foro

 
   Volver Menú Infonautic
 
 

     
 

Radiobalizas personales McMurdo, navegar seguro

 

 

Se las conoce como PLB (Personal Location Beacon) y funcionan igual que las grandes. Por tanto debemos registrar el código personal MMSI para que emitan el identificador nuestro. Con ellas aumentamos mucho la seguridad en caso de hombre del agua. El problema de irse al agua es el de no poder ser localizados en la inmensidad del mar, ya que una persona caída al mar deja de ser rápidamente visible y por tanto localizable. Por la noche la cosa es aún peor, un hombre que no posea una luz es imposible de localizar incluso a pocos metros.

Las radiobalizas personales son muy pequeñas y ahora también muy económicas. Son muy compactas y muy livianas. Caben en cualquier bolsillo de la cazadora o enganchada al pantalón. Su carcasa fabricada en plástico resiste los choques y es totalmente acuática pues se puede sumergir hasta los 10 metros de profundidad y no requiere la contratación de ningún servicio de pago mensual o suscripciones como ocurre con otros servicios.

La señal del satélite es reenviada hasta uno de los centros de recepción de datos distribuidos en el mundo. En España el más importante es el de MasPalomas en Canarias (Telf: 928 727 104/5/6). Allí el mensaje es distribuido a uno de los servicios de protección civil dependiendo del código recibido; radiobalizas personales, buques mercantes, aviación civil, barcos de recreo,…

En este último caso el aviso es canalizado hacia la central de Salvamento Marítimo (Telf. 91 755 91 32) que será la encargada de validar que no se trata de una falsa alarma o por el contrario desencadenar un procedimiento de emergencia.

La primera advertencia que debemos hacer es que las radiobalizas están pensadas para ser revisadas y mantenidas por un servicio técnico autorizado, y por tanto todo lo que contamos en este artículo debe ser entendido como una referencia útil, sin significar que podamos ahorrarnos el mantenimiento de la radiobaliza por parte de un servicio oficial.

Lo cierto es que es totalmente viable la sustitución de la batería aunque para ello debemos actuar correctamente. Y no es menos cierto que en este caso, aunque la radiobaliza quede perfectamente “puesta al día”, esta no será válida frente a las autoridades, pues no habrá sido revisada por ningún servicio oficial que pueda garantizar este mantenimiento.

 

 

Radiobalizas personales McMurdo.  Navegar seguro desde sólo 249 € (iva incluido)

 

 

 

 

 

Fast Find 220-GPS: Precio 249 € IVA incluido

(Precio Programación: 65 € gratuito)

(SOLO para socios Fondear)

+info Telf: 91 631 91 90

 

(Precio no socio: 249+iva= 301 €)

 

 

 

 

 Fast Find Max-G (con GPS): Precio 399 € IVA incluido

(Precio Programación: 65 € gratuito)

(SOLO para socios Fondear)

+info Telf: 91 631 91 90

 

(Precio no socio: 426+iva= 515 €)

Precios 2016 (confirmar el precio al hacer la llamada)

 

McMurdo: Fast Find 220 GPS 

Una radiobaliza pensadas para cualquier tipo de deporte al aire libre, incluidos la náutica de recreo, pero  también puede ser utilizada en montaña, haciendo ski, o para practicar cualquier deporte aéreo. Incluye un receptor de GPS de 50 canales con el que conseguimos que nuestra señal de localización indique nuestra posición exacta en menos de 50 metros a la redonda y en cualquier parte del mundo.

Para activar la alarma basta con desplazar la tapa amarilla tirando de la pestaña roja que deja al descubierto la antena flexible que viene enrollada en este compartimiento. Ahora ya no tendremos más que pulsar el botón de activación. La electrónica se encarga de todo lo demás pues al cabo de pocos minutos habrá recogido las señales de satélite para enviar nuestra posición de localización.

Cada radiobaliza tiene un código único en todo el mundo que actúa como si fuera un DNI de la radiobaliza. Al activarse la señal de emergencia, la Fast Find 220 escucha las señales GPS de los satélites hasta lograr la posición exacta con una precisión de pocos metros. Entonces emite su código único y las coordenadas en las que nos encontremos en la frecuencia de 406 Mhz y 121,5 Mhz. para nuestra localización.

 

Una vez activada, se emite el mensaje de emergencia durante unas 48 horas seguidas con una emisión de señal potente de 5 watios de potencia. Por ello es primordial que hagamos un uso responsable ya que su activación desencadenará un procedimiento de búsqueda urgente por parte de las autoridades de protección civil.

Estos dos modelos no flotan y el cambio de la batería debe ser efectuado por un servicio técnico autorizado. Puede llegar a funcionar hasta unos -15º bajo cero, y tiene unas medidas de 34x47x106 milímetros.

Para activarla, simplemente desprendemos la tapa superior lo cual permite que se despliegue la antena  que viene enrollada en su interior. Entonces mantenemos pulsado el botón ON hasta que se dispare al cabo de varios segundos.

 

 

McMurdo: Fast Find Max y  Fast Find Max-G

De tamaño ligeramente mayor a la 220 tiene unas medidas de 54x78,5x146 milímetros, por lo que aún siguen siendo válidas para llevar en cualquier bolsillo de una cazadora o prenda de agua.

 

Estos dos modelos están pensados para un uso verdaderamente marino y además de ser estancas flotan y vienen preparadas con un enganche que podremos sujetar a la cazadora. La duración de la batería una vez puesta en marcha es mayor que con las 200 y alcanza las 96 horas emitiendo la señal de localización de forma ininterrumpida.

 

Son modelos más seguros pues su carcasa es más resistente y admite impactos más fuertes. sin dañarse. Las temperaturas mínimas a las que pueden funcionar es más baja, hasta los -20º bajo cero, aunque además existe una versión especial que puede operar incluso a -40º bajo cero.

 

Tanto en el modelo Max como en el Max-G, la batería puede ser sustituida por uno mismo sin tener que pasar por el servicio técnico autorizado.

 

La programación de nuestro código personal

Al comprar la radiobaliza, debemos registrarla para indicar que este código corresponde a nuestra persona. Por tanto al rellenar la ficha de registro daremos todos nuestros datos personales y teléfonos de contacto para que al desencadenar nuestra búsqueda, puedan ser avisados nuestros familiares. En el formulario de registro también podemos indicar cualquier tipo de información médica adicional que pudiera ser de gran importancia en caso de emergencia, como por ejemplo alergias, o uso de marcapasos o cualquier otro detalle importante relativo a nuestra salud.

 

El código de identificación está formado por una ristra de 15 dígitos hexadecimales que vienen impresos en la etiqueta posterior de la radiobaliza, aunque además vienen impresos en el formulario de registro del equipo. Los códigos están repartidos por países de modo que la radiobaliza tiene que ser adquirida por un distribuidor autorizado en España. Si nos la traemos de fuera para ahorrarnos un dinero, luego podemos encontrarnos con la desagradable sorpresa de ¡no poderla registrar en nuestro país! En este caso podríamos reprogramar el código de la radiobaliza para que tuviera uno adecuado para España, pero esto tendría un coste adicional.

 

    Artículos relacionados:

      - Radiobalizas personales

      - ¿Cómo funcionan las Radiobalizas?

      - Cambiar la pila a una radiobaliza

      - McMurdo Fast Find 210; la radiobaliza más personal

 

 


 

 

 

 

Tel: +34 91-6319190        info@fondear.com 


© Copyright 2011    Fondear, S.L.