e-Magazine       Home         

Art. Barcos

Catálogo Boats

Ocasión

Financiación

Seguros

Megayates

InfoNáutic

Charter

Empresas

Motos Agua

Tienda

Eco-Náutica

Noticias

Regatas

Tablón

Foro

     
     
     
   

 
  Volver Menú Infonautic
 
 

     
 

Castillos en la Arena; desata tu imaginación en la playa

 

Tras desembarcar en una playa te podría apetecer expresar todo tu potencial artístico en vez de perder el tiempo tostándote al sol. Los límites del arte al aire libre parecen no tener fin a tenor de los trabajos que se puede llegar a ver en muchas playas del mundo. Auténticas obras de arte en la arena, tan efímeras como un mandala.

Ya no es un juego de niños y con técnica, esmero y toneladas de arena logran impactantes construcciones que sorprenden a todos lo que las ven. Una figura de gran tamaño, como un castillo, necesita diez toneladas de arena, mientras que una escultura de por ejemplo tres metros de altura se come mucha más arena y puede llevar

varias semanas de trabajo. Las siguientes muestras proceden de muchas playas y litorales por todo el mundo y demuestran la fascinante creatividad de estos artistas norteamericanos que para la ocasión esculpieron con arena de playa motivos relacionados con leyendas de ciencia ficción. 

Como herramientas se utilizan además de las manos, diversos juegos de espátulas como las utilizadas para los trabajos con barro y tubos para soplar aire y retirar la arena sobrante. Una vez finalizada la obra incluso se aplica  un spray que crea una película aislante de la humedad para preservar el trabajo unas horas más de lo que dudaría  en condiciones normales.

Algunas llegan a medir varios metros de longitud y sorprenden por su nivel de detalle, mientras que otras son una auténtica obra de imaginación desbordante. Incluso el típico castillo de arena toma una nueva dimensión en este tipo de competiciones de alto nivel escultórico en donde los resultados recuerdan al escenario de una novela de Tolkien.

Para levantar un metro de altura hay que poner como mínimo 50 u 80 centímetros fuera a modo de cimentación. El montón de arena se moja bien para que se endurezca, y en el caso de una figura grande se necesitan el primer día unos diez mil litros de agua, tras lo que se retira la arena desde las capas más altas según la imagen que se quiera representar. Y para que no se desmorone hay que humedecerla a diario con miles de litros de agua salada. Cada hora por el día y cada dos por la noche es necesario pulverizar agua pues en cuanto se seque se comenzará a destruir irremediablemente.

El secreto para hacer una buena escultura reside por tanto en humedecer bien la arena y en lograr una buena compactación. Por ello es necesario tener recipientes de agua para empapar cuando sea necesario.

Una correcta compactación con arena muy húmeda hace que los granos de arena queden adheridos entre sí gracias a la atracción de estos debido a las fuerzas de tensión superficial. Al quedar más compactos la superficie es más duradera y permite un trabajo más fino. El truco en el manejo del material consiste en combinar y alternar en la justa medida el mojado de la arena y su compactación.

Si se queda sin hotel en la playa podría en un momento dado ponerse manos a la obra y crearse allí mismo su propia vivienda naturalmente con vistas al mar y por muy poco dinero fabricarse con arena hasta el mobiliario del dormitorio!

 

Las herramientas de los más aficionados

 

El cubito y la pala de plástico queda sustituida por un completo set de herramientas bastante similar a los utilizados por los escultores y artistas. Una buena pala siempre es fundamental para mover y trasladar la arena necesaria para  la construcción escultural. Playas grandes para mover arena y playas más pequeñas para retirar el material sobrante de la obra. En competiciones playeras en donde el tiempo cuenta, es bastante conveniente llevar guantes para evitar ampollas en las manos al menos durante el acarreo de las arenas, pues no hay ni un momento que perder ya que al cabo de 5 ó 6 horas todas las esculturas deben estar listar para pasar revista ante el jurado.

Algunos artistas utilizan moldes que al compactar la arena permite sacar las formas en negativo de estos para así conseguir texturas y algunas formas genéricas escultóricas. De la misma forma también encontramos cubos sin fondo y otros moldes de diferentes geometrías cortados a partir de pedazos de tuberías en PVS para conseguir avanzar la obra a más velocidad, creando nuevas torres y almenas cada pocos segundos.

Necesitaremos con conjunto de espátulas de varias formas y dimensiones para ir dando forma al trabajo. Estos son los útiles más creativos y con los que crearemos la obra de arte. En este conjunto entran todo lo que cada aficionado tome prestado de su cocina. Por ejemplo, el utensilio para sacar bolas de helado, también en una perfecta herramienta de vaciado con la que poder hacer superficies cóncavas perfectamente lisas.

En este conjunto entran toda una serie de pequeños cuchillos con los que poder tallar la arena de la mejor manera. De la misma manera es conveniente tomar prestado de la cocina algunas cucharas de diferentes tamaños con los que poder hacer los ojos de las figuras o crear formas convexas al añadir arena en vez de retirarla de la obra. En esta familia de herramientas entran todas las cosas que podamos encontrar como pletinas, peines y pletinas que nos puedan valer para hacer estriados y otras formas.

También es fundamental el spray de agua para pulverizar las superficies cuando lo creamos conveniente, ya que si se evapora el grado de humedad necesario, se pierden las propiedades adhesivas de los granos de arena entre sí, y adiós a la obra de arte!  De este modo, cada cierto tiempo es necesario parar el modelado y ponerse a lanzar sprays de agua salada sobre el trabajo inacabado.

  

Llevar un pequeño juego de brochas nos permitirá retirar los restos de arena de las huecos realizados, y también nos valdrán para suavizar las texturas. El tubo de plástico cumple una función parecida al permitir soplar zonas pequeñas muy concretas y eliminar restos de granos de arena.

Y como no podría ser menos, no debemos olvidar el rastrillo del jardín, herramienta útil allá donde las haya, con la que poder dejar superficies uniformes y conseguir dejar los alrededores de la obra totalmente acabado.

 

 

 

 

     Artículos relacionados:

      - El origen de la arena de las playas

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Tel: +34 91-6319190        info@fondear.com 


© Copyright 2013    Fondear, S.L.