e-Magazine       Home         

Art. Barcos

Catálogo Boats

Ocasión

Financiación

Seguros

Megayates

InfoNáutic

Charter

Empresas

Motos Agua

Tienda

Eco-Náutica

Noticias

Regatas

Tablón

Foro

 

 
   Volver Menú Infonautic
 
 

     
 

¿Por qué el Velero se hace más Ardiente al escorar?

 

Cuando carga la racha, el velero escora con fuerza, el timón se hace más duro y el barco tiende a ir hacia el viento. Con la escora, mucha superficie del timón sale del agua, lo cual nos resta capacidad de maniobra. Debemos largar escota y reducir trapo.

Con la escora, los veleros tienden a ir hacia el viento, y existen dos razones para ello. Lo importante es entender que en un casco escorado la obra mojada o parte del casco que está sumergido, cambia drásticamente respecto al que normalmente tiene el barco adrizado en reposo y bien simétrico, y además la proyección vertical del palo inclinado estará muy fuera del barco.

 

Efecto 1: Cambio en la carena moraja

En primer lugar se produce un cambio en el centro de resistencia de la carena, que se desplaza un poco al escorar, quedando hacia barlovento respecto a la situación normal de equilibrio.

A este efecto también se le suma otro correspondiente a la asimetría del casco mojado (carena) que produce una fuerza de sustentación. La parte del casco del lado del viento toma una forma más ancha sobre todo en popa, que el lado de sotavento y en definitiva las líneas de agua tienen recorridos de distinta longitud, y distintas velocidades, produciéndose una succión que hace tender el casco a orzar.

 

 

Efecto 2: Cambio del centro vélico

En segundo lugar también cambia el centro de empuje vélico. El efecto es muy importante cuando aumenta la escora, pues como el palo está inclinado fuera del barco, la fuerza de empuje de las velas también estará fuera del barco.  La proyección vertical del punto imaginario central de toda la superficie de nuestras velas, o mejor aún el centro de empuje de nuestro plano vélico (que con todo rigor no coincide con el centro de la superficie del plano vélico, pues la sustentación de la vela no ocurre en su centro geométrico de su superficie) queda situado fuera del barco. Esto origina un fuerte par de fuerzas entre la resistencia de carenas y el centro de empuje que tiene a aproar el barco con mucha fuerza.

A diferencia del desplazamiento del centro de resistencia, el desplazamiento del centro de empuje se hace muy importante a medida que aumenta el ángulo de inclinación del barco. El par de fuerzas tiende a pivotar el barco hacia la dirección del viento.

Debemos saber que en un velero, el plano vélico pierde mucha rendimiento al escorar y por eso no debemos dejar que escore más allá de los 20º con cascos mangudos o 25º a lo sumo si tenemos un casco más fino y regatero.

 

 

Artículos relacionados:

   - Velero con viento flojo, pero con motor

   - Las ceñidas

   - Velero sin escora

   - Ponerse a la capa

   - El velero y el mal tiempo

   - ¿Tormentín o génova casi enrollado?

   - Girar un velero sobre si mismo

   - Código de navegación

   - Principios básicos de navegación

   - Prácticas de navegación para títulos náuticos

   - Factores que afectan a la navegación

   - Manejo básico del velero

   - La propulsión por el viento, con o sin velas

   - Los Trims Compensadores

 


 

 

 

 

 

Tel: +34 91-6319190        info@fondear.com 


© Copyright 2012   Fondear, S.L.